Los suelos de porcelánico son más resistentes que los de gres.

Por este motivo, son más recomendables en zonas de desgaste. Además, hay que señalar que, debido a su densidad, los porcelánicos son menos propensos a la absorción de humedad y más utilizados para exterior.

show blocks helper